Miles de fans le acompañaron en este emotivo acto, donde el cantante recordó sus años de infancia y a sus familiares más queridos

Coreando canciones como Mi persona Favorita o Corazón patío esperaron las miles de fans que se dieron cita en Alcalá de los Gazules, para aguardar la llegada de su artista favorito, Alejandro Sanz.

El cantante e Hijo Adoptivo de Alcalá descubrió primero el rótulo que pone su nombre a la calle en la que jugó de pequeño, lo que hizo aflorar sus recuerdos de niñez y a sus familiares más queridos.

Se trata del cumplimiento de un acuerdo de pleno aprobado por la Corporación municipal y que hacía realidad el alcalde de Alcalá de los Gazules, Javier Pizarro, que le acompañó en este acto.

También se descubrió un poema que Alejandro Sanz escribió hace ya algún tiempo, y que ya está plasmado en su calle.

También en el Ayuntamiento quedará como recuerdo el mensaje escrito por el cantante el Libro de Honor, y donde expuso “A mi pueblo Alcalá de los Gazules, que es decir mis recuerdos de infancia, quizás el tesoro más valioso que cualquiera pueda tener. Ya saben dónde buscarme. Gracias pueblo de mi alma”.

Alejandro Sanz antes y después de este acto compartió con sus seguidores, fotos, selfies y la firma de autógrafos.