Cañejo

El barbateño Juan Rodríguez, “El Cañejo” dedica seis meses del año a trabajar en la almadraba y el resto a cantar flamenco por todo el mundo

El Cañejo es un personaje peculiar. Lo es por su corazón dividido entre el cante y la almadraba de Barbate. Dos razones por las que se ha convertido en una persona que últimamente han demandado su presencia muchos medios de comunicación. Todo ello gracias a una fotografía que ilustraba la Ruta del Atún de hace algunos años en la que aparecía en el agua besando a un magnífico ejemplar atunero. Juan Rodríguez, que es como así se llama, nos ha contado su historia.