El alcalde ha justificado esta decisión ante el riesgo de contagio que pueda existir entre los bañistas. Afirma que el viernes se restablecerá este servicio

Desde ayer ondea en la Playa de El Palmar la bandera roja. Así ha querido impedir el ayuntamiento de Vejer el baño a los usuarios de esta zona de costa, tras quedarse sin servicio de socorrismo y de playa, tras el positivo detectado en un socorrista.

El alcalde dice haber tomado esta decisión por responsabilidad.