Desde la Asociación de Comerciantes de Conil no entienden que se pueda abrir un establecimiento reduciendo los movimientos de clientes en zonas comunes

El malestar del sector hostelero de la comarca de la Janda se ha hecho patente tras conocerse las fases para afrontar la nueva normalidad que el gobierno ha establecido para salir del presente estado de alarma.

Una de las quejas en las que han coincidido la mayoría de los representantes del sector de la hostelería y la restauración es que tienen la sensación de que las decisiones se han tomado en un despacho y lejos de la realidad a la que se enfrenta este gremio a lo largo del año.

En este sentido, se ha pronunciado la presidenta de la Asociación de Empresarios y Comerciantes de Conil, Juani Sánchez, quien ha expuesto que están al límite de su aguante, ya que les piden abrir pero que no se usen las zonas comunes.

Esta representante del sector hostelero de Conil pide que se tomen medidas con sensatez y ajustadas a la realidad de un empresariado que desconoce los protocolos a seguir para la apertura de sus establecimientos. Juani Sánchez espera que las medidas que se tomen no provoquen sanciones por el incumplimiento de alguna norma, lo que agravaría aún más la situación por la que pasas.

Los empresarios de Conil han agradecido las medidas de ayudas anunciadas por diferentes grupos políticos, aunque lamentan que no se pongan en marcha de forma inminente, ya que es ahora cuando más las precisan.