Indignación entre los propietarios de los puestos que aseguran que el Recinto Ferial no es el lugar más adecuado por falta de limpieza

Nuevamente Conil se ha quedado sin Piojito. El célebre mercadillo de los viernes no se ha celebrado porque los vendedores ambulantes siguen sin estar de acuerdo con la nueva ubicación que se les ha ofrecido en el Recinto Ferial. Fernando Villalba, portavoz de este colectivo asegura que se les está perjudicando gravemente sin que entiendan esta decisión del alcalde.